Así se gestó el Golpe Parlamentario a Dilma Rousseff

(Abya Yala Digital).-  La presidenta suspendida de Brasil, Dilma Rousseff, fue acusada por la oposición de haber «maquillado» las cuentas públicas del 2014 – 2015 y de haber «cargado» a los bancos del estado gastos correspondientes al Gobierno.

Rousseff expresó que el juicio en su contra es una farsa para sacarla del poder a través de un golpe parlamentario y, en el caso del Senado que la juzga, más de la mitad están involucrados o investigados por casos de corrupción.

A continuación, la cronología de este Golpe Parlamentario que logró alejar de la Presidencia a una mujer luchadora que había llegado al cargo gracias al voto de 55 millones de brasileros y que hoy es retirada de su cargo gracias al complot de 61 Senadores:

En marzo del 2016 el expresidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva fue llevado por la policía a declarar por el caso Petrobras, mientras que la Cámara de Diputados eligió la comisión especial de 65 legisladores para analizar el proceso de solicitud de juicio político contra Rousseff, a través de 15 sesiones

En todo el país se presentaron manifestaciones a favor del Gobierno y en contra del juicio.  Rousseff denunció que se gestaba un «Golpe de estado» y el partido del Movimiento Democrático Brasileño, al cual pertenece el actual presidente, Michel Temer, abandonó la coalición de gobierno con el PT.

En el mes de abril, tres cosas fueron importantes. Primero, el abogado de la Unión, José Eduardo Cardozo, alegó y denunció ante el Congreso que el proceso contra la Presidenta carecía de legalidad. Segundo, el pleno de la cámara aprobó con 317 votos la admisibilidad del proceso y lo turnó al Senado. Inmediatamente instalaron una comisión especial de 21 miembros para analizar la solicitud.

En el mes de mayo, el Supremo Tribunal Federal apartó del cargo a Eduardo Cunha por obstaculizar investigaciones en su contra.  La Comisión Especial del Senado recomendó al pleno admitir el proceso de juicio político. Mientras que el presidente interino de la Cámara de Diputados, Waldir Maranhao, anuló la votación del 17 de abril, sin embargo, revocó su decisión y se decidió continuar

En mayo también el pleno votó sobre la admisibilidad o no del proceso de Juicio Político Presidencial aprobándolo el 12. Dilma fue separada de su cargo por un máximo de 180 días asumiendo interinamente el vicepresidente Michel Temer. Rousseff afirmó, en el que fue su último discurso, que era víctima de una farsa jurídica y política, asegurando que el juicio político  es «fraudulento, un verdadero golpe».

En el mes de junio, el abogado de la mandataria, José Eduardo Cardozo, entregó el informe de defensa reiterando los “vicios de origen” y se inició como “venganza” del presidente destituido de la cámara, Eduardo Cunha. Además un informe elaborado por técnicos del Senado Brasileño señaló que no existen pruebas de que Rousseff participara en las maniobras fiscales

En julio miles de brasileñas se movilizaron por las calles de Río de Janeiro en la marcha denominada «Mujeres por la Democracia». Rousseff presentó por escrito su defensa ante el Senado. Se inició el plazo de 15 días para que la defensa de Rousseff presente sus alegatos finales por escrito.

En el mes de agosto, el senador Antonio Anastasia, instructor del proceso, presentó un nuevo informe y recomendó la destitución de Rousseff. Mientras que la comisión del Senado aprobó el informe por 14 votos a favor y sólo 5 en contra, luego el pleno del senado aprobó por 59 votos a favor y 21 en contra la continuidad del juicio político

Hacia el 10 de agosto el Partido de los Trabajadores denunció esa decisión del Senado ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos como un «Golpe de Estado» pidiendo que ordene la suspensión del proceso.

El 29 de agosto Rousseff argumentó por más de 14 horas ante el pleno del Senado. El pasado martes, una vez acabaron las deliberaciones, tuvo lugar la votación final, que se realizó de forma nominal, proceso que finalizó este miércoles.

Este 31 de agosto, al promediar la una de la tarde de Bolivia, el Senado de la República Federativa del Brasil decidía por votación el alejamiento del cargo a la presidenta democráticamente elegida Dilma Rousseff, consolidando así el golpe de Estado que venía gestando hace meses la vieja derecha contra esta luchadora social, a la cual acusaron de corrupción y al no poder probar esta calumnia, lograron sacarla de la Presidencia.(video)

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.