Argentina vive otra jornada de protestas contra la ‘ley ómnibus’ y el megadecreto de Milei

Organizaciones sociales, gremios sindicales y ciudadanos argentinos protagonizan este miércoles una nueva jornada de protestas contra la polémica ‘Ley Ómnibus’, el Decreto de necesidad y Urgencia (DNU) y las medidas «libertarias» promulgadas por el presidente Javier Milei.

Luis D’Elia, líder de la Federación de Tierra, Vivienda y Hábitat (FTV) de Argentina, convocó desde el pasado lunes el corte de la ruta nacional 3 en la localidad de La Matanza, en la provincia de Buenos Aires, para rechazar la criminalización de la protesta por parte del Ejecutivo y las duras medidas de ajuste económico que agravan la crisis en el país.

«Cortamos Ruta 3 y le decimos no al DNU, a la devaluación feroz, al congelamiento de los ingresos de la gente», indicó el líder social a través de la red social X, donde comentó que en la jornada de protesta participarán también la Corriente Clasista y Combativa (CCC), liderada por Juan Carlos Alderete, y otras más de 40 organizaciones sociales para cortar la mencionada ruta en la «intersección con las vías Casanova – Matanza».

«Estamos con compañeros de más de 40 organizaciones rechazando el DNU, rechazando la ley ómnibusrechazando la ausencia del Estado en momentos tan complejos. Hoy todos los comedores, miles y miles de comedores en todo el país abandonados a su suerte, programas como Naciones Unidas para el desarrollo abandonados a su suerte, la verdad lo único que tenemos es tristeza y bronca», expresó D’Elia entrevistado por la televisora local Todo Noticias sobre la manifestación.

D’Elia aseguró que la convocatoria en La Matanza ha sido masiva, ya que la mayoría de la población que ha tenido que dejar sus residencias en la capital federal de Buenos Aires, debido al incremento de los alquileres en dólares, termina acudiendo a esta zona para buscar abrigo, a pesar que se encuentra a tope, lo que genera incomodidades y problemas.

Por su parte, Alderete indicó que la protesta es de carácter nacional para condenar «la inflación producida» por Milei y «el plan macabro» del gobierno ultraliberal, que «está haciendo sufrir enormemente» a los argentinos, como los que dependen de los más de 10.000 comedores públicos en los que, según su testimonio, no «están llegando los alimentos».

«Se dinamitó el costo de vida»

D’Elia detalló que a la manifestación se han sumado los gremios de ATE Capital, el Movimiento Barrios de Pie, el Frente Barrial de la CTA, el Sindicato de los Canillitas y agrupaciones de jubilados y pensionados de La Matanza, maestros y comerciantes.

«Se dinamitó el costo de vida y los ingresos de las clases populares, indudablemente el país va a estallar en mil pedazos. Cortamos contra el Decreto de Necesidad y Urgencia que propone un ajuste brutal, que lo está pagando la gente», dijo.

El dirigente añadió que «el gobierno de Milei es una locomotora al abismo». Por tal motivo, sus detractores dicen «no a la devaluación feroz, a la inflación descontrolada, al congelamiento de los ingresos de la gente y los planes sociales. No a la quita de subsidios a las tarifas y al transporte».

Vilma Ripoll, activista nacional del MST-FITU, expresó al medio local Periodismo de Izquierda que esta jornada es necesaria para «expresar multitudinariamente en las calles el reclamo contra el DNU, la ley ómnibus y el protocolo antipiquetes de [la ministra Patricia] Bullrich«.

«Esto es necesario, porque si pasan esas leyes, que son una vergüenza que nadie las leyó, que no tienen razón de ser, salvo darle privilegios, ganancias y entregarle todo a las grandes corporaciones, al imperialismo y las grandes empresas, para ir contra el pueblo y los trabajadores», agregó Ripoll, quien señaló que el «plan de lucha» es hasta que caigan las medidas de Milei.

Tras iniciar las marchas y manifestaciones antigubernamentales, medios locales reportaron que el Ministerio de Seguridad, que encabeza Bullrich, envió tropas de la Policía Federal para contrarrestar la protesta y activar así su controvertido protocolo antipiquetes.

Las organizaciones sociales que participan en la protesta tienen previsto también iniciar un paro nacional para el próximo 24 de enero, si el Gobierno no rectifica e insiste en aprobar estas polémicas medidas, que para la ciudadanía representan un retroceso a sus derechos sociales, laborales y humanos.

«A fin de febrero o principios de marzo, la Argentina vuela por los aires. Por ello apoyamos plenamente el paro del día 24 contra el DNU de Milei», agregó D’Elia.

RT

Autor