Caso Marset: fiscales analizan documentos secuestrados en allanamientos en busca de dar con nuevos integrantes de la organización

La búsqueda del narcotraficante uruguayo Sebastián Marset, quien se encuentra prófugo de la justicia desde hace diez días, aún moviliza a las comisiones de fiscales, policías y grupos de inteligencia, quienes no solo buscan dar con su paradero, sino de lograr desarticular toda la organización criminal que tenía en el territorio nacional.

El fiscal Julio César Porras, quien fue designado para indagar el delito de tráfico de sustancias controladas al que se dedicaba Marset, señaló que han realizado más de 15 allanamientos y que se tienen a tres personas con detención preventiva, pero que las investigaciones aún pueden ser ampliadas a otros involucrados.

Adelantó que, este martes, 8 de agosto, se encuentran analizando la documentación secuestrada en diferentes allanamientos, a fin de detectar nuevos nombres o elementos.

«En el caso de tráfico hemos realizado más de 15 allanamientos y la comisión de fiscales está analizando la documentación y sobre eso vamos a seguir investigando. No se descarta ningún allanamiento, citación o emisión de más ordenes, pero como siempre, con objetividad se va analizar la documentación», recalcó.

Consultado si es que el narco uruguayo se encontraría fuera del país, Porras señaló que no especulará sobre ese dato, ya que aún se continúa trabajando las 24 horas del día. «No hemos tenido feriados ni domingos, es un trabajo de la Policía y de los grupos de Inteligencia. Este es un trabajo arduo que en su momento va a dar resultado», afirmó.

Dijo que son cuatro las investigaciones abiertas por la Fiscalía, una por el delito de tráfico de sustancias controladas que encabeza él, y las otras tres (a cargo de otros fiscales), por el delito de Legitimación de Ganancias Ilícitas (dos casos) y una por secuestro.

Señaló que están detrás de una organización criminal, donde ya algunos de sus componentes han sido capturados, pero con las documentaciones y elementos secuestrados en diferentes allanamientos, se buscan detectar nuevos nombres, lugares, negocios y otras actividades.

No descarta ampliar la investigación a uno de los últimos enviados a la cárcel, el guardaespaldas, a quien prevén tomar su declaración dentro del penal de Palmasola.

Agregó que el Ministerio Público está a la espera de los informes de peritos sobre el desdoblamiento de llamadas del teléfono del director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn), para corroborar la veracidad de lo vertido por el narcotraficante uruguayo, que supuestamente esta autoridad habría ayudado a salir del país.

El Deber

Autor