Ciclón “Freddy” deja casi 200 muertos a su paso por Malauiu

El presidente de Malaui, Lazarus Chakwera, ha declarado el estado de desastre en parte de la Región Sur a causa del paso del ciclón «Freddy», que ha dejado casi 200 muertos en el país africano, según el último balance facilitado por las autoridades.

La secretaria de la Presidencia, Colleen Zamba, ha indicado que la declaración de desastre ha sido adoptada en línea con la Ley de Preparativos ante Desastres y Ayuda y ha especificado que afecta a diez distritos, incluido Blantyre, la segunda ciudad más poblada del país.

«El Gobierno ha empezado a responder a las emergencias y pide apoyo local e internacional para dar ayuda a las familias afectadas por el desastre», ha manifestado Zamba. Chakwera regresará hoy de Qatar para desplazarse a visitar a los damnificados.

El Departamento de Gestión de Desastres de Malaui ha señalado este mismo martes en un comunicado en su cuenta en la red social Facebook que al menos 190 personas han muerto y 584 han resultado heridas a causa del paso de «Freddy», que ha dejado, además, alrededor de 40 desaparecidos.

Así, ha resaltado que hay informaciones sobre inundaciones, deslizamientos de barro y daños por los fuertes vientos en doce distritos, con cerca de 60.000 personas damnificadas, entre ellas más de 4.300 que han resultado desplazadas de sus hogares. Las autoridades han instalado 57 campamentos para acoger a estas personas.

«El departamento, los socios humanitarios y los consejos siguen facilitando la entrega de ayuda a los afectados y desplazados, mientras que las operaciones de búsqueda y rescate son encabezadas por la Fuerza de Defensa de Malaui –el Ejército–, la Policía, la Armada, la Cruz Roja de Malaui y las comunidades», ha señalado.

Malaui se ha llevado la peor parte de uno de los ciclones que también ha afectado a otros países de la región como Madagascar o Mozambique, y que más tiempo ha aguantado activo en el hemisferio sur. En el caso de Mozambique, ha llegado a tocar tierra en dos ocasiones. También ha provocado daños y víctimas a su paso por islas del Índico, especialmente en Madagascar.

Fuente: Los Tiempos

Comentarios

Autor