El 50% de la población desarrolla trastornos de salud mental hacia los 75 años, según un estudio global

Codirigido por investigadores de la Universidad de Queensland y la Escuela de Medicina de Harvard, un estudio global publicado en The Lancet Psychiatry, detectó que una de cada dos personas desarrolla un trastorno de salud mental en su vida.

El profesor John McGrath del Queensland Brain Institute de la UQ, el profesor Ronald Kessler de la Facultad de Medicina de Harvard y sus colegas de otros 27 países analizaron datos de más de 150.000 adultos en 29 países entre 2001 y 2022, tomados de la serie más grande jamás coordinada de estudios faciales, entrevistas cara a cara, que es la iniciativa de la Encuesta Mundial de Salud Mental de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El autor principal, el profesor McGrath, dijo que los resultados demuestran la alta prevalencia de los trastornos de salud mental, con el 50% de la población desarrollando al menos un trastorno a la edad de 75 años.

“Los más comunes fueron los trastornos del estado de ánimo, como la depresión mayor o la ansiedad”, dijo el profesor McGrath.“También encontramos que el riesgo de ciertos trastornos mentales difería según el sexo”.

Los tres trastornos de salud mental más comunes entre las mujeres fueron:

– Depresión

– Fobia específica (una ansiedad incapacitante que interfiere con la vida diaria )

– Estrés postraumático (TEPT)

Los tres trastornos de salud mental más comunes entre los hombres:

– Abuso de alcohol

– Depresión

– Fobia específica

La investigación también encontró que los trastornos de salud mental generalmente surgen por primera vez en la niñez, la adolescencia o la adultez temprana.

“La edad máxima del primer inicio fue a los 15 años, con una mediana de edad de inicio de 19 para los hombres y 20 para las mujeres”, dijo el profesor McGrath.

“Esto da peso a la necesidad de invertir en neurociencia básica para comprender por qué se desarrollan estos trastornos”, agregó.

El profesor Kessler dijo que también se necesitaba inversión en servicios de salud mental con un enfoque particular en los jóvenes. “Los servicios deben ser capaces de detectar tratar trastornos mentales comunes con prontitud y optimizarse para adaptarse a los pacientes en estas partes críticas de sus vidas”, dijo el profesor Kessler.

“Al comprender la edad a la que comúnmente surgen estos trastornos, podemos adaptar las intervenciones de salud pública y asignar recursos para garantizar que haya apoyo adecuado y oportuno disponible para las personas en riesgo”.

Infobae

Autor