Evo califica de ‘tardía y política’ la decisión del TCP, al que califica de ‘desestabilizador’

El expresidente Evo Morales calificó de “tardía y política” la decisión del Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) que declaró inconstitucionales el reglamento y la convocatoria a elecciones judiciales.

Además, señaló al Constitucional como agresor y desestabilizador del Estado de derecho y que busca un vació de poder en los altos cargos judiciales.

“Ahora con una sentencia deliberadamente tardía y política desestabiliza el proceso de preselección y elección de magistrados. ¿Buscará provocar otro falso ‘vacío de poder’ para rellenar cargos judiciales ‘ipso facto’?”, escribió el exmandatario en Twitter.

“El @TCP_bolivia refleja la grave crisis de la justicia en Bolivia. En vez de ser protector, se ha convertido en agresor y desestabilizador del Estado de Derecho”, agregó el exmandatario.

El fallo del TCP se conoció la tarde del lunes, después de más de tres meses de hacerse esperar. El 27 de abril, el proceso de preselección de candidatos a las elecciones judiciales quedó paralizado por una acción de inconstitucionalidad abstracta presentada por el diputado de Creemos Leonardo Ayala.

El legislador opositor alegó que la Sala Constitucional de Beni observó el reglamento de preselección en su totalidad y que los asambleístas elaboraron uno nuevo; dijo que correspondía una nueva ley, como sucedió en 2017 con la Ley 960.

A tiempo de anular ese proceso, el TCP instó a la Asamblea Legislativa aprobar una ley, con dos tercios de votos, para avanzar con las elecciones judiciales.

Los miembros de la Asamblea Legislativa tienen el reto de aprobar, con dos tercios de votos, el nuevo reglamento y la nueva convocatoria para las elecciones judiciales.

Evo Morales

Pero las críticas de Morales fueron más allá. Cuestionó del TCP un comunicado que emitió en 2019. Con él, la expresidenta Jeanine Áñez justificó la toma poder en una sucesión que consideró “constitucional”.

No obstante, en agosto de 2021, el TCP aclaró que no emitió ningún fallo sobre la constitucionalidad de la sucesión presidencial de Áñez.

Áñez asumió el poder luego de la dimisión de Morales, en medio de una convulsión social y política posterior a las elecciones generales del 20 de octubre.

“En noviembre de 2019, el @TCP_bolivia, a través de algunos de sus miembros, justificó el golpe de Estado; y calificó de ‘legal’ al gobierno de facto de Jeanine Añez que masacró a nuestros hermanos en Senkata y Sacaba”, añadió Morales.

La Razón

Autor