Evo criticó a Javier Milei y puso en duda que pueda terminar su mandato

El líder del Movimiento al Socialismo (MAS), Evo Morales, se refirió a la política de la Argentina. Afirmó que la situación en ese país “es muy grave” y puso en duda que el presidente Javier Milei termine su mandato ante el descontento social por las medidas anunciadas en el megadecreto de la semana pasada.

Morales, que estuvo en la Argentina el 1 y 2 de diciembre pasado -antes de que Alberto Fernández dejara el poder-, cuestionó que Milei gobierne por decreto y dijo que esa forma de administrar el Estado es típica de “la derecha”.

“El 1 y 2 estuvimos en Argentina. Yo dije ‘me despido por cuatro años’. A lo mejor no van a ser cuatro años ahora, eso se siente, qué pasará porque hay una reacción total”, dijo Morales, según declaraciones tomadas por los propios medios argentinos.

“Históricamente la derecha gobierna por decreto y sin el Parlamento. Hablan de democracia, pero actúan de espaldas al Congreso conformado por los representantes del pueblo. Sin legislación ni fiscalización, se generaliza el abuso de poder y la corrupción”, reafirmó más tarde en su cuenta de X.

Y acotó: “Ojalá eso no pase en Bolivia”.

El exmandatario -quien estuvo exiliado en la Argentina después de abandonar su país tras unas polémicas elecciones en las que buscaba su cuarto mandato- también habló sobre la galopante inflación y lamentó los despidos de “miles de trabajadores” de la gestión de Alberto Fernández, con quien mantenía un buen vínculo.

Entretanto, a pesar de las diferencias de ideología con Milei, el gobierno de Arce ha optado por el pragmatismo y manifestó recientemente que espera mantener “el mismo nivel de cooperación fructífera” que ha tenido hasta el momento con la Argentina.

Sin embargo, el presidente boliviano decidió no asistir a la investidura de Milei. El único jefe de Estado de izquierda de la región que viajó a la ceremonia fue el presidente chileno, Gabriel Boric.

La semana pasada, Arce sostuvo que “hay que parar las orejas” ante los posibles efectos que tengan las medidas del gobierno de Milei en los países vecinos de la Argentina y aseguró que su administración tomará todas las medidas necesarias para “defender” la economía nacional.

En esa línea, el ministro de Economía, Marcelo Montenegro, informó el miércoles que el gobierno boliviano “está evaluando los impactos de las medidas” económicas que se están aplicando en la Argentina y que “oportunamente” se anunciarán las acciones para proteger sobre todo la “seguridad alimentaria” y la producción de alimentos en el país.

Oxígeno

Autor