Familias de los rehenes israelíes exigen la destitución de Netanyahu

Entre 200 y 300 israelíes se han congregado este viernes frente a la tienda instalada cerca de la Knéset (Parlamento), donde las familias de los asesinados y secuestrados el 7 de octubre celebran vigilias, en un acto de protesta para exigir la dimisión del primer ministro, Benjamín Netanyahu, recoge The Times of Israel.

«Familias de los asesinados por la destitución de Netanyahu», reza el texto de una pancarta que se encuentra en la tienda. 

Las protestas se producen después de un presunto intento de prender fuego durante la noche a la instalación, donde dormían varias personas. Los organizadores de la manifestación detallaron que las autoridades están investigando el incidente y que la tienda se colocó con todas las autorizaciones necesarias de la compañía eléctrica.

En el marco del evento, Ronni Neeman, cuya sobrina Rotem fue asesinada por los milicianos de Hamás en el festival de música Supernova el 7 de octubre, instó a dimitir a todo el Gobierno.

«¿Cómo es posible que no haya dimitido el primer ministro bajo cuyo mandato fueron asesinados y tomados como rehenes el mayor número de israelíes?», preguntó Neeman, acusando a Netanyahu de «seguir sembrando la división» entre la ciudadanía.

Antes del inicio de la guerra con Hamás, Netanyahu había enfrentando meses de protestas por su controvertida reforma judicial que otorga al Gobierno una influencia decisiva en la selección de los jueces, limitando el alcance de la Corte Suprema para derogar leyes o fallar en contra del Ejecutivo. 

Rt

Autor