Petro aboga por la paz al arribar a primer año de Gobierno

El presidente colombiano, Gustavo Petro, llamó este lunes (07.08.2023) a superar las fracturas como sociedad para avanzar mediante el diálogo en la construcción de la paz y la igualdad, en un discurso con motivo de su primer año en el cargo en el que no mencionó el escándalo que salpica al Gobierno por la supuesta entrada de dinero ilegal a su campaña.

«A un año del inicio del Gobierno del cambio el país está encontrando por fin la forma de dejar atrás un pasado de violencia, injusticia, discriminación y explotación», dijo Petro en un acto solemne en el Puente de Boyacá, donde el 7 de agosto de 1819 se libró la batalla que consolidó la independencia de Colombia.

En ese sentido, explicó que el país «no necesita fracturas, necesita es un acuerdo nacional que traiga la paz porque Colombia no necesita de odios».

Según el mandatario, «la paz surge de una repartición justa de la tierra, del acceso real a la salud y del trabajo en condiciones dignidad», por lo que expresó su deseo de que ojalá «todos los sectores de la sociedad se puedan sentar a dialogar sobre sus problemas concretos y de la sociedad».

En ese punto llamó a un acuerdo nacional, como ya lo hizo en su discurso del pasado 20 de julio ante el Congreso, para hacer realidad «un cambio pedido a gritos en las calles y en las urnas».

«Seguiremos insistiendo en las reformas a la salud, la laboral, la pensional, la de la educación, de los servicios públicos, la minería y otras», dijo en referencia a los proyectos de ley que su Gobierno tramitará en el Legislativo, la mayoría de los cuales no pasaron en el anterior periodo de sesiones del Congreso.

Petro no hizo referencia en su discurso al escándalo familiar y político que lo salpica, luego de que su hijo mayor, Nicolás Petro Burgos, procesado por lavado de activos y enriquecimiento ilícito, comprometiera a su campaña presidencial de 2022.

Como parte de un acuerdo de colaboración con la justicia, el primogénito del mandatario dijo a la Fiscalía que parte del dinero recibido del narcotraficante Samuel Santander Lopesierra, conocido como «el hombre Marlboro», y de Gabriel Hilsaca Acosta, hijo del empresario Alfonso «Turco» Hilsaca, entró a la campaña presidencial de Petro en 2022, aunque asegura que el mandatario no lo sabía.

Ese escándalo ha llevado a la oposición a cuestionar la legitimidad del presidente, ante lo cual su gabinete de ministros difundió este lunes en el mismo acto una declaración de apoyo al jefe de Estado.

«El presidente que nosotros conocemos de mucho tiempo atrás y que el país y el mundo reconoce es un Petro transparente que, arriesgando su vida, ha luchado y sigue luchando contra las mafias y la corrupción que siembran violencia en nuestro país», dijo la ministra de Trabajo, Gloria Ramírez, al leer el documento.

DW

Autor