Sequía: reportan disminución de 800.000 toneladas de soya y pérdidas por $us 300 millones

Como consecuencia de la sequía se perdió al menos 800.000 toneladas de soya en la campaña de verano 2023-2024, que representan una afectación económica de $us 300 millones para toda la cadena de valor del sector productivo, informó el presidente la Asociación de Productores de Oleaginosas y Trigo (Anapo), Fernando Romero.

A pesar de esta situación el abastecimiento en el mercado interno está garantizado, porque solo requiere del 20% de la producción total, según el reporte de la agencia ABI.

Las pérdidas son resultado de la sequía histórica que se registró desde el inicio de la campaña de verano 2023-2024 hasta el desarrollo del cultivo en las principales zonas productivas de Santa Cruz.

El fenómeno afectó la producción en las regiones de Pailón, Cuatro Cañadas, San Julián y San José de Chiquitos, que concentran el 55% de la superficie total cultivada.

También se ven perjudicados los actores que componen la cadena productiva de la soya, como proveedores de insumos, exportadores y transportistas.

«A pesar de estas cuantiosas pérdidas productivas, queremos aclarar que el abastecimiento del mercado interno de soya está garantizado, pues solo requiere el 20% del total anual de nuestra producción de grano», afirmó Romero.

Ante esta situación, Anapo pidió a las autoridades colaborar en la búsqueda de soluciones inmediatas y a mediano plazo.

Entre las medidas urgentes está la reprogramación de créditos de la banca para los productores afectados; la creación de un fondo de reactivación que permita reprogramar la deuda de capital operativo a 5 años, y la aprobación de nuevos eventos de biotecnología, como la soya HB4 tolerante a sequía, que se encuentra en proceso de evaluación de campo.

Asimismo, sugirió avanzar en la aprobación de la soya con tecnología Intacta con base en la homologación de los estudios realizados en países vecinos del Mercosur.

«Esto permitiría contar con genética de alto potencial de rendimiento para mejorar la productividad y mitigar las pérdidas por sequía y ataque de plagas», explicó.

Fuente: Los Tiempos

Autor