El boliviano Marcelo Claure se reúne con Lula y se compromete a abrir 2.000 fábricas textiles en Brasil

Anunció la generación de más de 100.000 empleos en ese país para Shein, la empresa que preside. En julio se inicia la producción de la primera línea de ropa hecha en Brasil.

El empresario boliviano Marcelo Claure se reunió este jueves con el presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula Da Silva, y reafirmó su compromiso de abrir 2.000 fábricas de Shein (un minorista electrónico global de productos de moda, belleza y estilo de vida) y generar más de 100.000 empleos. Anunció, además, que en julio empieza la producción de la primera línea de ropa fabricada en Brasil para esa compañía.

En su cuenta de redes sociales, Claure publicó una fotografía con el mandatario brasileño y Fátima Bezerra, gobernadora de Río Grande del Norte en el país vecino.

En febrero, el empresario fue anunciado como el nuevo presidente de Shein en Latinoamérica. Según la agencia PRNewswire, Claure dirige la formación de una junta consultiva en Latinoamérica e invertirá más de $us 100 millones en esa compañía.

Desde ese mes, Shein ya tenía 100 fábricas produciendo ropa y el número se incrementa día a día.

Claure anuncia inicio de la producción

En la cita de este jueves, Claure anunció que Shein producirá desde julio una primera línea de producción de ropa para la venta en ese país y con perspectivas de exportarla a Latinoamérica.

La producción se hará en una fábrica de Coteminas en el municipio de Macaíba, en el estado de Río Grande do Norte. No obstante, los talleres estarán repartidos por todo el estado, explicó el presidente y director de la empresa, Josué Gomes.

El objetivo, subrayó Claure, es tener 2.000 fábricas en Brasil, que se convertirá en un polo de exportación para América Latina. «Son productos Shein hechos en Brasil para Brasil. Nuestro plan es tener 2.000 fábricas y que Brasil sea una pieza importante en la exportación a América Latina».

Claure es un emprendedor global y el fundador y director ejecutivo de Claure Group. Se trata de una firma de inversión global de millones de dólares que se enfoca en múltiples sectores.

Además, el grupo trabaja en tecnología, telecomunicaciones, medios, bienes raíces y deportes.

Shein es un minorista global de moda y estilo de vida comprometido a hacer que esto sea accesible para todos.

Asimismo, utiliza tecnología de fabricación bajo demanda para conectar a los proveedores con la cadena de suministro. Desde sus oficinas globales llega a clientes en más de 150 países.

Fuente: La Razón

Autor