Liga Árabe condena enérgicamente la agresión israelí a Yenín

La Secretaría General de la Liga de los Estados Árabes condenó este lunes en lo que llamó «los términos más enérgicos» la agresión lanzada por el Ejército de ocupación israelí contra la ciudad de Jenin.

Asimismo se solidarizó con las víctimas y destrucción causadas por lo que denominó la criminal agresión en el contexto de la continuación y escalada de las incursiones israelíes.

Por otra parte condenó el «uso excesivo de la fuerza militar, incluida la aviación, contra personas indefensas en ciudades, pueblos y campamentos, además de los ataques y el terrorismo de los colonos que cometen los colonos bajo la protección del Ejército israelí». 

En su declaración la Liga Árabe responsabilizó plenamente al Estado ocupante por esta agresión y estos crímenes, los cuales llamó crímenes de guerra y denunció que se trata de una violación de pactos, leyes y decisiones de legitimidad internacional, que «socavan los esfuerzos e intentos de revivir el curso y las esperanzas de paz regional e internacional».

En otra parte de su declaración, la Liga advirtió sobre las consecuencias de esta agresión y sus repercusiones extremadamente peligrosas para la seguridad y la estabilidad en Palestina y la región, y pidió a la comunidad internacional, especialmente al Consejo de Seguridad y a los Estados miembros de la ONU, que asuman sus responsabilidades para detener de inmediato la agresión israelí y brindar protección para el pueblo palestino.  

La agresión israelí, que Tel Aviv justifica diciendo que son enfrentamientos desatados con milicias palestinas han dejado ocho muertos -entre ellos tres menores- y más de 50 heridos, diez graves, según el recuento del Ministerio de Sanidad, pero las cifras pueden aumentar porque los combates no han cesado.

Israel lanzó esta madrugada la agresión tras dos semanas de especulaciones sobre una gran campaña militar, sin precedentes en la zona desde la Segunda Intifada (2000-05).

La operación, en la que hay implicados más de mil soldados, es un «extenso esfuerzo antiterrorista» y durará «todo lo que sea necesario», según el portavoz del Ejército israelí, Richard Hecht, aunque expertos vaticinan que podría concluir esta noche o mañana.

Ante esta situación crítica, el Ministerio de Sanidad palestino ha enviado desde Ramala cuadrillas de médicos y enfermeros, junto con suministros médicos, sangre y ambulancias a hospitales de no solo de Yenín, sino también de las ciudades cercanas de Nablus y Qalquilya, aunque los centros médicos están sobrepasados.

telesur

Autor