Colombiano arriesgó su vida y salvó a 25 perros de un incendio en Perú

Los hechos se dieron en el distrito de Gamarra, de la localidad peruana La Victoria, donde el colombiano Sebastián Arias se convirtió en figura pública debido a sus heroicas acciones para salvar a 25 perros de un incendio que inició en una fábrica de reciclaje y se extendió hacia las casas vecinas.

Arias iba pasando por la calle del incendio y cuando se percató de que los animales corrían peligro no lo pensó dos veces, trepó por la fachada de la casa donde se encontraban atrapados los animales, rompió las ventanas, sacó a una parte de los animales sin importar que lo atacaran por el miedo y el estrés.

El héroe colombiano fue lanzando a los perros uno por uno hasta un colchón y unas sábanas improvisadas que armaron los vecinos del sector para recibir a los animales en la parte de abajo. Finalmente, Arias se subió al techo de la vivienda y rescató a otro animal que no tenía donde huir.

En una entrevista con el medio peruano Latina Noticias, Sebastián Arias dijo que había trabajado en la en la recicladora, por eso conocía donde estaban los animales y sabía del grave peligro que estos corrían debido a la conflagración. “Venía pensando en mi esposa y vi el incendio, vi el perro que estaba arriba en la esquina. Yo tengo este hermoso animalito y no quisiera que mi perro se muriera quemado. Escuchar sus llantos, escuchar sus gemidos, no me gustaría que mi perro muriera así”, dijo el colombiano.

Sebastián Arias reconoció que sintió miedo cuando rescató al último perro en el techo, pero no pudo resistir imaginar cómo moriría el animal. “El último perro me dio miedo porque el muro se me venía encima (…) El perro ya se estaba quemando, ya su ropa estaba quemada, entonces lo que hice fue agresivamente agarrarlo por el cuello y ahí sí lo agarré del hocico y lo lancé”, agregó.

Es habitante de calle

En medio de la entrevista Arias dijo que él necesitaba ayuda, pero que en ese momento los perros eran más importantes; la afirmación causó curiosidad en la periodista que le preguntó por qué necesitaba que lo ayudaran, a lo que el colombiano contestó que vivía debajo de un puente cercano al lugar del incendio y que estaba buscando a su esposa desaparecida.

Lo que quiero es encontrar a mi esposa, porque en el hospital me habían dicho que falleció y después me dijeron que la internaron por intento de suicidio porque se enteró que estaba embarazada. No es confirmado, pero tengo demasiada gente buscándola”, dijo el héroe colombiano.

Habló la dueña de los animales

Según las versiones preliminares, el incendio se habría producido por una falla eléctrica en la recicladora, que no tenía los permisos de funcionamiento, según informó la Prensa peruana. Soledad Rentería, vecina del lugar clandestino y dueña de la casa afectada por el incendio declaró: “Yo me encontraba comprando, venía del mercado y me avisaron que el incendio estaba en mi casa (…) Esto ha sido del vecino de al lado, pero el incendio se extendió hasta mi vivienda y lo he perdido todo, ahorita me encuentro en la calle”.

Rentería tenía en su vivienda un albergue donde rescataba y cuidaba de perros abandonados en la calle; sin embargo, con el incendio no solo se quedó sin donde vivir, sino también sin recursos para seguir con la labor social que desarrollaba hacía 12 años. “Yo quisiera que personas humanitarias rescaten o se lleven en adopción a mis perros y les den una buena calidad de vida”, agregó la mujer damnificada.

Fuente: Infobae

Autor