Activan otro proceso contra presidente del Banco Fassil por estafa de $us13 millones

La Fiscalía de Santa Cruz activó un nuevo proceso investigativo en contra de Ricardo Mertens Olmos, presidente ejecutivo del directorio del Banco Fassil, quien fue acusado por una presunta legitimación de ganancias ilícitas y estafa agravada de al menos 13 millones de dólares.

“En merito a la denuncia y/o información fehaciente recibida sobre la comisión de un presunto hecho delictivo y, de conformidad con lo establecido en la última parte del artículo 289 del Código de Procedimiento Penal, informo a su autoridad el inicio de investigación contra Juan Ricardo Mertens Olmos (…) por la presunta comisión del delito legitimación de ganancias ilícitas, estafa con agravación por existir víctimas múltiples”, señala parte del informe emitido por la fiscal Celika Córdova Peredo, según una publicación del programa Poder medios y miedos.

El 27 de abril del presente, la Fiscalía remitió al juzgado de turno de la urbe cruceña el informe de este caso para el inicio de las investigaciones respectivas.

La empresa Manzana 40, a través de sus propietarios José Luis Handal Farah, Boris Marinkovic Rivadineira y Sebastián Handal Baracatt, interpuso la demanda penal.

Según la denuncia, Manzana 40 y Financial Group S.A., representado por Mertens, suscribieron cinco contratos en 2020, mediante las cuales se entregó oficinas al Banco Fassil por 13 millones de dólares aproximadamente, bajo la modalidad de “un préstamo”. Sin embargo, los denunciantes aseguran que se recurrió al dolo y al engaño para hacer figurar como parte de un proceso de compra y venta con el fin de que esas oficinas pasen a ser activos de otras empresas vinculadas a dicha entidad financiera, para así evitar que Manzana 40 recupere esos predios, de acuerdo a un reporte de DTV.

Por esa razón, la parte denunciante solicitó la imputación del acusado, además, se pidió la anotación preventiva de 73 bienes inmuebles a nombre de Financial Group S.A., representado por Mertens.

Una vez avance las investigaciones preliminares de este caso, la fiscal definirá si presenta una nueva imputación contra Mertens para llevarlo a otra audiencia cautelar donde se definirá su situación jurídica.

Actualmente, Mertens está recluido preventivamente en el penal de Palmasola, al igual que otros tres altos ejecutivos del Banco Fassil, por delitos financieros.

Los cuatro ejecutivos fueron procesados por malas prácticas financieras registradas entre 2021 y 2022, con la otorgación de créditos fuera de norma, como el que se le concedió a una joven de 18 años por la suma cercana a los 10 millones de bolivianos.

Fuente. Página Siete

Autor